17 noviembre 2006

Sin rostro

El cielo se ha tapado el azul cuando he salido a la calle, la puerta no me ha dejado ver al gato que ha pasado de largo. Caminar fue para las sombras un contínuo tic-tac a contratiempo, se escondían cuando pasaba a su lado. Una madre de espaldas que cogía a una niña, oculta por el columpio. Gente irreconocible en la otra acera. Coches que pasaban demasiado rápido. Vitrinas sin reflejo, destellos cegadores de los faros. Hoy el mundo ha vuelto la cara a mi paso. Sin pausa. Sin decoro. Sin alma.
Sin rostro.

9 comentarios:

Danelí dijo...

a contraluz

Isthar dijo...

Quizá era tu rostros quien se escondía del mundo...

Uno que mira dijo...

No pasa nada. El mundo te mostraba su reverso. Lo que tiene escondido.
Abre los ojos despacio.
Mira el vacío más hondo. Dice cosas. Nos cuenta misterios.

Carlos (sr. Chow) dijo...

La soledad, o nos creemos solos.
¡Tú no puedes estar sin rostro, que es muy lindo!

Alter Ego dijo...

En ocasiones eso pasa, pero lo bonito de eso es luchar para conseguir que la realidad vuelva a mirarte a los ojos y te muestre su bonito rostro. Abrazo

gaitero en el exilio dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
gaitero en el exilio dijo...

cuando todo esta negro, cuando todo se nos vuelve de espalda y todo es borroso, aparece una cara que si reconoces, la cara de un ser amigo y todo parece menos negro, tal vez mas gris...tal vez blanco del todo

un abrazo animo

pqueno dijo...

sin...

abrazos ausientes desde el norte

humilde dijo...

....a veces está bien dejarse llevar por las multitudes, y jugar a tratar de retener los rostros que nos cruzamos.... porque descubrimos que solo los pequeños detalles nos llaman la atención.... :)